La crisis multiplica las movidas solidarias

Los voluntariados sociales han multiplicado los esfuerzos para intentar amortiguar las demandas alimentarias de vastos sectores de la comunidad, ya no vulnerables y de bajos recursos, sino también, capas medias de la sociedad golpeados por la crisis económica agudizada por la pandemia de COVID-19. Según estimaciones del municipio bermúdense en la ciudad hay más de 25 lugares donde se entregan raciones de comida y una docena de copas de leche. 

Durante el fin de semana que culminó hubo varias acciones solidarias, entre ellas, un arroz comunitario para 240 vecinos de barrio Carrillo organizado por el Centro de Estudios Regionales (CER) y la cooperadora del Centro de Salud Cristallini y cocinado por ex combatientes de Malvinas. El CER recolectó alimentos y productos de limpieza en una campaña solidaria y los entregó en el comedor <Por un Futuro Mejor> y al merendero <Los pibes de barrio Copello>.  

Comentários no Facebook